Noticias

'Hay que respetar al peatón sobre todas las cosas'

 
Imagen de Equipo Formacion
'Hay que respetar al peatón sobre todas las cosas'
de Equipo Formacion - viernes, 6 de febrero de 2015, 14:15
 

La tendencia creciente de muertes en accidentes de tránsito, que involucra no solo a peatones, sino a ciclistas y motociclistas, fue uno de los puntos sobre la mesa. Para Ricardo Montezuma, director de la Fundación Ciudad Humana y asesor de la Veeduría Distrital en materia de Movilidad, ha habido un estancamiento de aproximadamente 600 víctimas al año. “Bogotá enfrenta la peor situación en los últimos diez años en seguridad vial”, agregó.

Según cifras entregadas por el experto, en 2013 hubo 528 muertes en accidentes de tránsito mientras que en 2013 la cifra aumentó a 621, que representan un promedio de 51,75 personas fallecidas por mes, 11,94 por semana y 1,7 por día. Del total de los casos, el 75% pertenecen a peatones, ciclistas y motociclistas, es decir 3 de cada 4 víctimas fatales.

El director de la Fundación Ciudad Humana explicó que falta una política nacional que ayude a mitigar esta problemática y que para ello es necesario asignar un mayor presupuesto para seguridad vial, así como contar con mayor estructura y capacidad técnica e implementar un verdadero control y sanción, pues mientras que en el año 2.000 circulaban la mitad de los carros de los que hay actualmente en Bogotá, y se aplicaba el doble de comparendos a los infractores, actualmente el parque automotor está desbordado y se ha reducido drásticamente la imposición de comparendos. “Es necesario un mayor liderazgo, político y ciudadano, aunque es rescatable el interés que le dan cada vez más los jóvenes y los colectivos urbanos para dignificar el papel del peatón y del biciusuario particularmente. En otras palabras, hay que respetar al peatón sobre todas las cosas”, enfatizó.
 
Por su parte, la delegada para la Participación y los Programas Especiales de la Veeduría Distrital, Marta Lucía de la Cruz Federici, explicó que el Foro Todos somos peatones, porque la vida lleva la vía", es un primer ejercicio de control social para posicionar en la agenda pública el circuito de rendición y petición permanente de cuentas, de cara a la rendición de cuentas distrital y local que se realizará en marzo próximo.
 
Para la directora de Bogotá Cómo Vamos, Mónica Villegas, el Día sin carro es una buena oportunidad para reflexionar sobre la situación del peatón y sobre las diferentes opciones de movilidad sobre las cuales hay que seguir fortaleciendo.
 
En el Foro, que fue organizado por la Veeduría Distrital, Bogotá como Vamos, El Tiempo, City Tv, CIDCCA y los colectivos urbanos “Cebras por la vida”, “La Ciudad Verde” y “Combo 2600”, también participó el experto en seguridad ciudadana y asesor de la Veeduría Distrital en esta materia, Hugo Acero Velásquez, quien presentó un panorama sobre la seguridad vial con enfoque de seguridad integral.
 
Acero destacó el énfasis en cultura ciudadana que se hizo en administraciones anteriores, que permitía fortalecer la seguridad vial de la capital del país y otras acciones para la seguridad ciudadana. Acero coincidió con el experto Ricardo Mont

ezuma en que es necesaria la aplicación estricta de la ley ya que ha habido una clara disminución de comparendos que impiden controlar el mal comportamiento ciudadano en las vías capitalinas que terminan traduciéndose en mayores víctimas en accidentes de tránsito.  El experto en seguridad instó a la Alcaldía Mayor para que concentre sus esfuerzos en Transmilenio, particularmente en lo relacionado con la proliferación de ventas ambulantes, las persona coladas, los daños hacia las estaciones, entre otras

  situaciones de inseguridad que han trastocado este sistema masivo de transporte.
Al finalizar el evento se presentó el Decálogo del Peatón, como una herramienta para recordar frases como “No dejes que el afán te vuelva imprudente, en un instante te cambia la vida”; “Construyamos una ciudad pensada, diseñada y gestionada para las personas, no para los carros”; “Vivir y recorrer nuestro espacio público sin barreras, es un derecho de todos”.